LAS SENDAS ANTIGUAS

 

“Así dijo Jehová: Paraos en los caminos, y mirad, y preguntad por las sendas antiguas, cuál sea el buen camino, y andad por él, y hallaréis descanso para vuestra alma. Mas dijeron: No andaremos. Puse también sobre vosotros atalayas, que dijesen: Escuchad al sonido de la trompeta. Y dijeron ellos: No escucharemos. Por tanto, oíd, naciones, y entended, oh congregación, lo que sucederá. Oye, tierra: He aquí yo traigo mal sobre este pueblo, el fruto de sus pensamientos; porque no escucharon mis palabras, y aborrecieron mi ley”. Jer.6:16-19 

"El gran mal de nuestra generacion es que nos hemos olvidado de las sendas antiguas, y esto implica la forma de como nos hemos alejados de ellas. pero hay un gran legado dejado por esos grandes hombres de fe que caminaron por ellas y se dieron integros a Dios, y que hoy la pasividad y la frialdad espiritual las han hecho a un lado. Vayamos pues a unas de esas tantas sendas olvidadas".

 

Se dice que Martín Lutero tenía un amigo íntimo, cuyo nombre era Miconio. Este, al ver a Lutero sentado durante días interminables trabajando al servicio del Maestro, Miconio sintió compasión de él y le dijo: "Te puedo ayudar más desde donde yo estoy; permaneceré aquí orando, mientras tú perseveras incansablemente en la lucha." Miconio oró durante días seguidos por Martín. Pero al paso que perseveraba en la oración, comenzó a sentir el peso de la propia culpa.

 

Cierta noche soñó con el Salvador, quien le mostró las manos y los pies. Le mostró también la fuente en la cual lo había purificado de todo pecado. "Sígueme", le dijo el Salvador, llevándolo a un alto monte, desde donde señaló hacia el naciente. Miconio vio una planicie que se extendía hasta el lejano horizonte. La vasta planicie estaba cubierta de ovejas, de muchos millares de ovejas blancas. Solamente había un hombre, Martín Lutero, que se esforzaba por apacentar a todas.

 

Entonces el Salvador le dijo a Miconio que mirase hacia el poniente. El miró y vio vastos campos de trigo blancos para la siega. El único segador que se esforzaba por segarlos, estaba casi exhausto; de todas maneras, persistía en su tarea. En ese momento, Miconio reconoció el solitario segador: ¡era su buen amigo, Martín Lutero! Al despertar del sueño, Miconio tomó esta resolución: "No puedo quedarme aquí orando mientras Martín se fatiga en la obra del Señor. Las ovejas deben ser apacentadas, y los campos tienen que ser segados. Héme aquí, Señor, ¡envíame a mí!" Fue así como Miconio salió para compartir la labor de su fiel amigo.

 

Jesús nos llama para trabajar y orar. Es de rodillas que la iglesia de Cristo avanza. Fue Lionel Fletcher quien escribió: "Todos los grandes conquistadores de almas, a través de los siglos, han sido hombres y mujeres incansables en la oración. Conozco a casi todos los oradores que han tenido éxito en la generación actual, así como a los de la generación anterior, y sé que todos ellos han sido hombres de intensa oración.

 

"Cierto evangelista me impresionó profundamente cuando yo era todavía un joven periodista de un diario. Ese evangelista se había hospedado en casa de un pastor presbiteriano. Toqué a la puerta y pregunté si podía hablar con el evangelista. El pastor, con voz trémula y con el rostro iluminado por una luz extraña, respondió: 'Nunca se hospedó un hombre como él en nuestra casa. No sé cuando él duerme. Si voy a su cuarto durante la noche para saber si precisa de alguna cosa, lo encuentro orando. Lo vi entrar en el templo muy temprano hoy por la mañana, y no volvió para desayunar ni para almorzar.' "

 

"Fui a la iglesia. . . Entré furtivamente para no perturbarlo. Lo hallé sin el saco y sin el cuello clerical. Estaba postrado de bruces delante del púlpito. Oí que con voz agonizante y conmovedora imploraba a Dios en favor de aquella ciudad de mineros, para que dirigiese las almas al Salvador. Había orado durante toda la noche; había orado y ayunado el día entero."

 

"Me aproximé furtivamente al lugar donde él oraba postrado en el suelo. Me arrodillé y puse la mano sobre su hombro. El sudor le corría por el rostro. El no me había visto nunca, pero me miró por un momento y entonces me rogó: "Ore conmigo, hermano. No puedo vivir si esta ciudad no se acerca a Dios." Había orado en ese lugar durante veinte días sin que se hubiese producido ninguna conversión. Me arrodillé a su lado y oramos juntos. Nunca había oído a nadie que insistiese como él. Volví de allí realmente asombrado, humillado y tembloroso."

 

"Aquella noche asistí al culto en el gran templo donde él oró. Nadie sabía que él no había comido

durante el día entero, que no había dormido durante la noche anterior. Pero, cuando se levantó para predicar, oí a diversos oyentes que dijeron: 'La luz de su rostro no es terrenal.' Y no lo era en efecto. El era un conceptuado instructor bíblico, pero no tenía el don de predicar. Sin embargo, esa noche, mientras predicaba, el auditorio entero fue tomado por el poder de Dios. Ele esa la primera gran cosecha de almas que presencié."

 

Hay muchos testigos oculares del hecho de que Dios continúa respondiendo las oraciones como en el tiempo de Lutero, de Edwards y de Judson. Transcribimos aquí el siguiente comentario publicado en cierto periódico: "La hermana Dabney es una creyente humilde que se dedica a orar... Su marido, pastor de una gran iglesia, fue llamado para iniciar la obra en un suburbio habitado por gente pobre. Al primer culto no vino ningún oyente; solamente él y ella asistieron. Se quedaron desilusionados. Era un campo dificilísimo; el pueblo no era solamente pobre, sino depravado también. La hermana Dabney vio que no había esperanza, a no ser que se clamase a Dios, y resolvió dedicarse persistentemente a la oración. Hizo un voto a Dios, que, si El atraía a los pecadores a los cultos y los salvaba, ella se entregaría a la oración y ayunaría tres días y tres noches en el templo, todas las semanas, durante un período de tres años.

 

"Fue así que, después que la esposa de ese pastor angustiado comenzó a orar, sola, en el salón de cultos, Dios comenzó a obrar enviando pecadores en tan gran número, que el salón quedaba repleto de oyentes. Su marido le pidió entonces que orase al Señor y le pidiese un salón más grande. Dios conmovió el corazón de un comerciante para que desocupara el edificio que quedaba frente al salón, cediéndolo para los cultos. Ella continuó orando y ayunando tres veces por semana, y sucedió que aquel salón más grande también resultó ser insuficiente para contener al público. Su marido le pidió nuevamente que orase y pidiese un edificio en que todos los que deseaban asistir a los cultos pudiesen entrar. Ella oró y Dios les dio un gran templo situado en la calle principal de ese barrio. En ese nuevo templo la asistencia aumentó también a tal punto, que muchos de los oyentes se veían obligados a asistir a las predicaciones de pie, en la calle. Muchos de ellos fueron liberados del pecado y bautizados."

 

Cuando los creyentes sienten dolores mientras están orando, es que hay almas que están renaciendo. "Los que sembraron con lágrimas, con regocijo segarán."

"El gemir de miles de millones de almas en la tierra me llega a los oídos y me conmueve el corazón; me esfuerzo, pidiendo el auxilio de Dios, para evaluar, al menos en parte, la densa obscuridad, la extrema miseria y la indescriptible desesperación de esos miles de millones de almas que no tienen a Cristo. Medita hermano, sobre el amor del Maestro, amor profundo como el mar; contempla el horrible espectáculo de la desesperación de los hombres perdidos, hasta que no puedas ya censurar, hasta que no puedas descansar, hasta que no puedas dormir."

 

Al sentir las necesidades de los hombres que perecen sin Cristo, fue que Carlos Inwood escribió lo que acabamos de leer en el párrafo anterior, y es por esa razón que se consume el alma de los héroes de la Iglesia de Cristo a través de los siglos.

 

En la campaña de Piamonte, Napoleón se dirigió a sus soldados con las siguientes palabras: "Habéis ganado sangrientas batallas sin cañones, habéis atravesado ríos caudalosos sin puentes, habéis marchado increíbles distancias descalzos, habéis acampado innúmeras veces sin tener nada para comer. ¡Todo esto gracias a vuestra audaz perseverancia! ¡Pero, guerreros, es como si no hubiésemos hecho nada, puesto que nos queda aún mucho por alcanzar!"

Guerreros de la causa santa: nosotros podemos decir lo mismo; es como si no hubiésemos hecho nada. La audaz perseverancia nos es indispensable todavía; hay más almas para salvar actualmente que las que había en los tiempos de Müller, de Livingstone, de Paton, de Spurgeon y de Moody. "¡Ay de mí, si no anunciare el evangelio!" (1Co_9:16.)

  

No podemos taparnos los oídos espirituales para no oír el llanto y los suspiros de miles de millones de almas en la tierra, que no conocen el camino que conduce al hogar celestial.

 

SI TE HA GUSTADO ESTA PÁGINA

DEJANOS TU COMENTARIO

Y GRACIAS POR VISITARLA

Escribir comentario

Comentarios: 4
  • #1

    juan isidro (sábado, 30 marzo 2013 22:35)

    Dios le bendiga en gran manera,Su Página ha sido de gran bendición para mi.

  • #2

    lincitachi (sábado, 30 marzo 2013 22:39)

    muy buenas palabras , Dios Bendiga <3

  • #3

    m. ruiz (jueves, 06 junio 2013 12:57)

    he estado viendo todo lo que tienen con relacion a la oracion y esta exelente y estoy desafiado a hacer cambios en mi vida al escuchar al misionero paul washer la uncion y la humildad conque habla ,caracteristica de quien si sabe lo que es estar en la precensia de Dios, estoy muy bendecido y fortalecido y voy a empezar de ya. bendigo a Dios por sus vidas, y la uncion para poner en esta pagina articulos que realmente ministran el corazon, aunque no les conosco fisicamente con sinceridad puedo decir les amo en el Sr Jesus amen

  • #4

    cristian (martes, 06 septiembre 2016 17:29)

    creo que las sendas son mas antiguas que las de martin lutero

Reserva directo en Acapulco Cancun, Huatulco, Ixtapa Zihuatanejo, Puebla, Puerto vallarta, Veracruz, los Cabos

Aquí y te informamos como 

O HAS AQUI TU DONACION DIRECTA

Estado del tiempo en México

Alerta sismica en linea

La ultima advertencia 2016

Las profecias por ocurrir

DIOS NO ESTA MUERTO 2

Pelicula - ¡HIJO DE DIOS!

Mundo cristiano - Noticias

Del 18 de Noviembre de 2016

Del 25 de Noviembre de 2016

Testimonios-VIDA DURA T.V

CUARTO DE GUERRA

Amado Hno., Pastor o lider ¿deseas promover tu evento en nuestra página? podemos insertar tu poster o link en la pagina principal, solo contáctanos y nosotros te decimos como. Escríbenos en el siguiente formulario tus dudas.

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.

Entren por la puerta estrecha. Porque es ancha la puerta y espacioso el camino que conduce a la destrucción, y muchos entran por ella. Mat.7:13

SUBAMOS AL MONTE

Debido a la situación que por largo tiempo hemos estamos padeciendo en nuestra nacion de Mexico y en nuestro estado de guerrero. Hacemos un llamado a cerrar filas y a unirnos en oración.

BENDICIONES

DE UNCION DE LO ALTO

Hola, unción de lo alto les desea hermosas y abundantes bendiciones y que el Dios de toda gracia les conceda las peticiones de sus corazones, les animamos a que sigamos adelante con nuevos propósitos y proyectos en Cristo para la honra y gloria de su santo nombre, a no escatimar esfuerzos sabiendo que la obra de nuestras manos no es en vano, por lo que ponemos en sus manos estos pequeños panes y peces y que el Señor lo multiplique en su corazon, y como dice su palabra, no nos cansemos de sembrar que a su tiempo segaremos, bendiciones a todos nuestros Hnos, amigos y siervos en Cristo, asi, como a toda la familia en la fé les deseamos los pastores  Martha  y Daniel. Iglesia Mundo de fe Renacimiento en Acapulco Gro.

Autores de esta página

CONTACTANOS VIA E-MAIL

Si deseas escribirnos en forma personal llena este formulario ya que en la sección de comentarios o del libro de visitas, A los e-mail el sistema no los registra, sino únicamente las direcciones de paginas webs, es por esto que no podemos contestar algunas peticiones que nos hacen  

         

QUE DIOS TE BENDIGA

Por favor inserta el código:

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.