Jesús es mi Libertador

 

"Así que, si el Hijo os libertare, seréis verdaderamente libres”  (Jn. 8:36) 

 

¡Vas muy bien te felicito! Hoy entramos a la lección donde vamos a conocer al Señor Jesucristo como nuestro libertador.

 

Esta lección nos traerá un amplio panorama acerca de todo lo que el Señor Jesús ha realizado por nuestra vida, de lo que nos ha librado y de lo que aún puede hacer. Pero empecemos por preguntarnos lo siguiente: 

 

1. ¿QUÉ ES UN LIBERTADOR?  Veamos los siguientes significados 

 

 A).- Libertador: Es aquel que libera de un yugo o esclavitud a una persona o a un pueblo para que vuelva hacer libre. Las ataduras  pueden ser físicas, morales o espirituales 

 

 B).- Libertad: Estado o condición de quien no es esclavo de nadie. De quien no esta preso. Facultad natural y beneficio de las personas para obrar de una manera u otra, y de no obrar, por lo que en su libertad, es libre y responsable de sus propios actos

2.- ¿DE QUE NOS LIBERTA EL SEÑOR JESÚS? 

 

 A).- Jesús nos liberta del pecado y nos hace libres. En la lección anterior vimos que el pecado se ha enseñoreado del hombre y que lo trae por herencia, pero que en Cristo somos hechos libres por su muerte en la cruz.  El Señor Jesús en su palabra nos dice lo siguiente. 

 

 “Jesús les respondió: De cierto, de cierto os digo, que todo aquel que hace pecado, esclavo es del pecado. Y el esclavo no queda en la casa para siempre; el hijo sí queda para siempre. Así que, si el Hijo os libertare, seréis verdaderamente libres”  (Jn. 8:34-35).  

 

 El que practica el pecado esclavo es del pecado. 

 

  Antes eran esclavos del pecado “Pero, gracias a Dios, obedecieron de todo corazón la enseñanza que se les dio. Ustedes fueron liberados del pecado y ahora son esclavos del bien” (Rom.6:17-18) (Versión palabra de Dios para todos).

B).- Jesús nos libera de la potestad de las tinieblas. Las  tinieblas no es otra cosa que la ausencia de luz y muerte espiritual en las personas que andan lejos de Dios. Viven en pecado y practican el pecado. Son personas que caminan y andan bajo la autoridad del príncipe de las tinieblas, o sea; de ¡satanás!. 

 

Así vivíamos nosotros antes de aceptar a Jesús ¿Por qué decimos esto?,

 

Veamos lo que dice la Biblia:  “Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados, en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia”  (Efes.2:1-2) 

 

“Él nos ha librado de la autoridad de las tinieblas y nos ha trasladado al reino de su Hijo amado en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados” (Col.1:13-14)

C).- Jesús nos libera de todo tipo de ataduras.

 

  Las ataduras vienen siendo hábitos de pecados arraigados en el corazón de las personas como: Amargura, temor, miedo, resentimiento, falta de perdón, rechazo, angustia, desesperación, depresión, tristeza, desaliento, soledad, ó de opresiones demoníacas por pactos satánicos que hicieron, también por  haber practicado la ouija, la adivinación, el ocultismo, el satanismo o la brujería o cualquier otro tipo de pecado aborrecible. Jesús nos libera de esto limpiando nuestro corazón.

 

Muchas de estas cosas que practicamos son el producto de nuestra vieja naturaleza pecaminosa, las practicábamos constantemente pero ahora tenemos que renunciar y despojarnos de todas esas obras del diablo en el nombre de Jesús. 

 

La Biblia nos aconseja lo siguiente: “En cuanto a la pasada manera de vivir, despojaos del viejo hombre, que está viciado conforme a los deseos engañosos, y renovaos en el espíritu de vuestra mente, y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad”, (Efe.4:22-24) y nos continúa diciendo en otro pasaje que: 

 

“EL QUE PRACTICA EL PECADO ES DEL DIABLO; PORQUE EL DIABLO PECA DESDE EL PRINCIPIO. PARA ESTO APARECIÓ EL HIJO DE DIOS, PARA DESHACER LAS OBRAS DEL DIABLO”.  (1ª. JN 3:8

 

 "De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas". (2da.Cor.5:17) 

 

 

D).- Jesús nos libera de la condenación eterna. 

 

No hay nada más triste que comparecer un día ante el gran trono blanco para ser juzgados de lo que hicimos o dejamos de hacer. Ahí se decide la eternidad. Si fuimos obedientes a Dios nos espera la vida eterna y si desobedientes la  muerte eterna 

 

La Biblia dice: “Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras” (Apoc.20:12)

 

“Y el que no se halló inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego. (Apoc.20:15) 

 

 “y los que hicieron lo bueno, saldrán a resurrección de vida; mas los que hicieron lo malo, a resurrección de condenación” (Jn.5:29)

 

1.- ¿Qué es la condenación eterna?

 

Es estar separado de Dios para siempre y pasar la eternidad en un lugar de tormento que es el infierno. Donde dice la palabra que el gusano nunca muere. Mientras vivimos hay la oportunidad de arrepentirse y no ir a ese lugar, pero si morimos sin habernos arrepentido es porque  amamos más las tinieblas que a Cristo y ya jamás tendremos otra oportunidad porque estaremos muertos en nuestros pecados. Jesús nos dice “Y esta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas”. (Jn.3:19)

 

2.- ¿Que es la vida  eterna?.

 

Es pasar la eternidad al lado de nuestro Señor Jesucristo en un lugar de gozo, paz y amor donde nunca moriremos. Es un lugar de descanso y consuelo por todos los sufrimientos que hayamos tenido por la causa de Cristo. La palabra de Dios nos dice lo siguiente: “Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron”. (Apoc.21:4) 

 

Y sigue diciendo en esta parte de la escritura  “Y me dijo: Hecho está. Yo soy el Alfa y la Omega, el Principio y el Fin. Al que tuviere sed, yo le daré gratuitamente de la fuente del agua de la vida. El que venciere heredará todas las cosas, y yo seré su Dios, y él será mi hijo. (Apoc.21:6-7) 

Pero Jesús aclara: 

 

"Pero los cobardes e incrédulos, los abominables y homicidas, los fornicarios y hechiceros, los idólatras y todos los mentirosos tendrán su parte en el lago que arde con fuego y azufre, que es la muerte segunda”  (Apoc.21:8)

 

E).- Jesús nos libera de la tentación. El hecho de tener a Cristo en nuestro corazón no nos libra de no tener tentaciones, aunque Jesús siempre nos dará una salida para huir de ella.

 

Estamos en un mundo lleno de tentaciones donde satanás tentará nuestra vieja naturaleza para que regresemos de nuevo hacer lo malo. La Biblia dice que tenemos tres enemigos. Satanás, el mundo y nuestra carne, pero que son vencidos en el nombre de Jesús.

I.- LA TENTACION DE SATANAS. Es la fuente de las tentaciones porque las promueve a través de sus demonios para hacer caer y degradar más la condición moral y espiritual de la raza humana, utilizando los placeres mundanos y la debilidad de la carne. Dice la palabra: 

 

“Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar” (1ª Ped. 5:8)

 

II.- LA TENTACION DEL MUNDO:

 

Aquí satanás ofrece la gloria del mundo, el reconocimiento, la fama, los placeres, las extravagancias, el dinero, los lujos. Todo esto se convierte en un aliado del diablo, cuando desenfrenadamente lo codiciamos en nuestro corazón y solo vivimos para agradar al mundo. Pero el Señor Jesús como nuestro libertador quiere librarnos de todo esto. 

 

 Su palabra nos dice lo siguiente. 

 

“Porque ¿qué aprovechará al hombre si ganare todo el mundo, y perdiere su alma?” (Marc.8:36)…y nos exhorta “No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él”.   (1ª. Jn. 2:15) 

“ !Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios”.  (Sant.4:4) 

 

 III.- LA TENTACION DE LA CARNE:

 

El hombre ha creado su propio paraíso artificial con drogas, sexo, alcohol, prostitución, adulterios, bares, juegos de azar etc. El endiosamiento del ser humano ha crecido tanto que se ha llenado de soberbia, orgullo y altivez, todo esto es por darle rienda suelta a sus pasiones, producto de un corazón corrompido a causa del pecado.     La Biblia dice: 

  “No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar” (1ª Cor. 10:13) 

 

Pero amados: ¡Tenemos una promesa de libertad!. “Sabe el Señor librar de tentación a los piadosos, y reservar a los injustos para ser castigados en el día del juicio”  (2ª. Ped 2:9)

 

“Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo” (1ª. Jn.2:16)  

 

 Muchos piensan que es Dios el que pone tentaciones pero la Biblia dice que somos nosotros los que caemos producto de nuestros propios deseo: La palabra de Dios nos dice: “Que nadie,  al ser tentado,  diga: "Es Dios quien me tienta." Porque Dios no puede ser tentado por el mal,  ni tampoco tienta él a nadie. Todo lo contrario,  cada uno es tentado cuando sus propios malos deseos lo arrastran y seducen. Luego,  cuando el deseo ha concebido,  engendra el pecado;  y el pecado,  una vez que ha sido consumado,  da a luz la muerte”. (Sant. 1:13-15)  (NVI). 

 

 Hay muchas cosas más de las que nos puede libertar pero ahora puedes decir con confianza que el Señor Jesús es tu libertador. El desea lo mejor para ti, él dice: “.Con amor eterno te he amado; por tanto, te prolongué mi misericordia” (Jer.31:3)   

 

 Oremos a Jesús pidiendo que nos liberte de toda maldad y pecado 

SI TE HA GUSTADO ESTA PÁGINA

DEJANOS TU COMENTARIO

Y GRACIAS POR VISITARLA

Comentarios: 0

BENDICIONES

DE UNCION DE LO ALTO

Hola, unción de lo alto les desea hermosas y abundantes bendiciones y que el Dios de toda gracia les conceda las peticiones de sus corazones, les animamos a que sigamos adelante con nuevos propósitos y proyectos en Cristo para la honra y gloria de su santo nombre, a no escatimar esfuerzos sabiendo que la obra de nuestras manos no es en vano, por lo que ponemos en sus manos estos pequeños panes y peces y que el Señor lo multiplique en su corazon, y como dice su palabra, no nos cansemos de sembrar que a su tiempo segaremos, bendiciones a todos nuestros Hnos, amigos y siervos en Cristo, asi, como a toda la familia en la fé les deseamos los pastores  Martha  y Daniel. de Iglesia Mundo de fe en Acapulco Gro...   Autores de esta página

Informacion de ministerios

 ESCUELA PROFÉTICA 2019

PARA MAYOR INFORMACION

Videos de bendición

Estado del tiempo en México

Alerta sismica en linea

Noticias relevantes en video

Amado Hno., Pastor o lider ¿deseas promover tu evento en nuestra página? podemos insertar tu poster o link en la pagina principal, solo contáctanos y nosotros te decimos como. Escríbenos en el siguiente formulario tus dudas.

CONTACTANOS VIA E-MAIL

Si deseas escribirnos en forma personal llena este formulario ya que en la sección de comentarios o del libro de visitas, A los e-mail el sistema no los registra, sino únicamente las direcciones de paginas webs, es por esto que no podemos contestar algunas peticiones que nos hacen  

         

QUE DIOS TE BENDIGA

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.